Programa del Testamento, Vigente los 365 Días del Año

Testamento

Xalapa, Ver., a 28 de septiembre de 2015.- La necesidad y el compromiso de un familiar para dejar protegidos a sus seres queridos después de la muerte es una de las preocupaciones más habituales en los diversos núcleos. Pensar en el trámite que conlleva un notario público, la elaboración del testamento y los altos costos, limitan a realizar tan importante proceso.

Sin embargo, el Sistema Estatal para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF), a través de la Dirección Jurídica y Consultiva, promueve el Programa Veracruzano de Testamento, cuya prioridad son los adultos mayores y personas con discapacidad, para tramitar este documento con un bajo costo ante notario.

El titular de dicha Dirección, Armando Ruiz Sánchez, explicó que este esquema trabaja coordinadamente con el Colegio de Notarios Públicos de Veracruz e inició el 28 de febrero de 2011, mediante una firma de convenio de colaboración, para apoyar principalmente a los adultos mayores de 60 años y personas con discapacidad en situación vulnerable.

“Una de las principales funciones del DIF estatal es apoyar a este sector que se encuentra desprotegido. El derecho a testar es indispensable porque garantiza los bienes para los descendientes o las personas que se determinen y da seguridad jurídica al testador y los beneficiarios”, señaló.

Asimismo, explicó que el Programa Veracruzano de Testamento se promueve en los 212 DIF municipales y, en el mes de septiembre, el Colegio de Notarios Públicos realiza un descuento en la prestación de este servicio.

Cabe destacar que el trámite tiene un valor aproximado de mil 500 pesos, según los bienes del testador, pero por decreto del gobernador Javier Duarte de Ochoa, el DIF estatal otorga un subsidio del cien por ciento de los derechos de inscripción, que son aproximadamente tres salarios mínimos, los 356 días del año.

A cinco años de promover la cultura testamentaria, el organismo asistencial, que preside Karime Macías Tubilla, ha beneficiado a más de mil personas de escasos recursos, que ya reciben esta garantía jurídica y gozan de la protección de sus bienes patrimoniales.

El testamento es un acto personal, libre y revocable, por medio del cual una persona dispone de sus bienes, derechos y obligaciones que no se extinguen con la muerte. Por ello, el DIF estatal impulsa esta cultura para evitar problemas jurídicos, así como fomentar la integración familiar y la seguridad de respetar los deseos del testador.
Síguenos en Twitter @paracomentarse
En Facebook, Periscope, Vine e Instagram en Paracomentarse
Escríbenos [email protected]